Ordena Profepa demoler hotel en la costa oaxaqueña

OAXACA.- Un nuevo caso, donde un acaudalado empresario pretendía desarrollar un amplio complejo comercial hotelero ha sido frenado por autoridades federales, la Semarnat en Oaxaca confirmó a través de su delegado Tomas González Ilescas, que es la Procuraduría Federal de Protección Ambiental (Profepa) quien está desarrollando desde la capital del país, el procedimiento jurídico y trámite administrativo que de acuerdo a lo informado ha ordenado derruir un hotel que construyó la empresa “Éxito Resorts” en Bajos de Chila, San Pedro Mixtepec Oaxaca.

El propietario del inmueble tiene en su contra detalla el comunicado, siete procedimientos administrativos sancionatorios firmados por la Profepa, esto por el caso omiso a las clausuras impuestas previamente y continuar con la construcción.

De acuerdo a lo anterior, la Profepa ha determinado una multa económica por 48 millones de pesos y demandado penalmente ante un Juez Federal, la destrucción inmediata del complejo hotelero edificado sin la autorización respectiva en este ecosistema de la Costa de Oaxaca.

La acción emprendida sobre el complejo residencial turístico Vivo Resorts, explica el comunicado, se debe a que luego de 7 procedimientos de inspección de la Profepa, donde se confirmaron violaciones a la ley normativa ambiental, el propietario decidió ignorar los sellos de clausura colocados y continuar la construcción de este complejo que abarca 50 mil metros cuadrados de terreno, lo cual implica graves daños al ambiente.

No cuentan con las autorizaciones federales de Impacto Ambiental y Cambio de Uso de Suelo subrayan, por lo que el monto de la multa por 48 millones deberá ser depositado al Fondo de Responsabilidad Ambiental de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat)., mientras que en lo físico, la restitución del terreno afectado a su estado original, solo se dará mediante la demolición del complejo residencial hotelero construido de manera ilegal.

Los daños al medio ambiente en la Costa de Oaxaca van aparejados con graves desacatos a las medidas de suspensión ordenadas para proteger el entorno, por lo cual, finaliza el documento, la sanción penal podría ser de hasta 12 años de prisión en contra de los directivos que ejerzan dominio sobre dichas actividades ilegales.

En este sentido, cabe recordar que han sido -en su afán de acrecentar sus ganancias-,  diversos sociedades que han violentado en diversos momentos la normatividad ambiental en la región, en octubre 2015 por ejemplo, la PROFEPA clausuró de manera total temporal la construcción de un hotel en Santa María Colotepec, que tampoco contaba con autorización de Impacto Ambiental.

Fuente: Oro Radio

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.