80% de egresados de las universidades estatales no encuentran trabajo

OAXACA.- En Oaxaca se titularon 5 mil 598 alumnos de un total de 31 instituciones de educación superior, sólo en el ciclo escolar 2016-2017, sin embargo ni siquiera el 20 por ciento cuenta con un empleo formal o un trabajo relacionado con su carrera.

Y es que tan sólo en el sector público, sin contar las universidades privadas, de 50 mil 506 alumnos inscritos en el ciclo escolar pasado, egresaron 8 mil 827 alumnos de licenciaturas en modalidad escolarizada, sin embargo 3 mil 229 todavía no se han titulado.

Abogados, médicos, contadores públicos, ingenieros, arquitectos, comunicadores, diseñadores, veterinarios, nutriólogos, sociólogos y músicos, son entre otros los que concluyeron carreras profesionales y se titularon, pero enfrentan un panorama complicado para desempeñar su profesión, señala uno de los secretarios técnicos de la organización Encuentro Ciudadano, Luis Ángel Santiago Pablo, quien en varias ocasiones se ha pronunciado a favor de la vinculación de las universidades y tecnológicos con las empresas oaxaqueñas para generar fuentes de empleo para los egresados.

Con una comunidad universitaria de 16 mil 580 estudiantes, en el ciclo 2016-2017, en la UABJO egresaron 2 mil 806 licenciados en diversas carreras de sus facultades, universidades e institutos, sin embargo solamente 1 mil 795 se titularon.

“En la última década fueron más de 30 mil egresados de las instituciones de educación superior que se titularon y de éstos tal vez unos 5 mil ejercen su profesión”, dice el entrevistado.

De acuerdo a la Comisión Estatal para la Planeación de la Educación Superior en el Estado de Oaxaca, las escuelas que han tenido un mayor porcentaje de titulación en sus alumnos son la UABJO y también la Universidad Tecnológica de los Valles Centrales de Oaxaca, de la cual de 982 egresados se titularon 675 en el ciclo escolar 2016-2017.

También se destaca con 1 mil 291 egresados y 473 titulados el Instituto Tecnológico de Oaxaca; el Instituto Tecnológico de Tuxtepec con 403 titulados; el del Istmo de Tehuantepec con 563 titulados; el Instituto Tecnológico de Comitancillo con 214 titulados; el Instituto Tecnológico del Valle de Oaxaca con 259 titulados; la Universidad del Mar con 136 titulados y el Instituto Tecnológico de Pinotepa con 117 titulados.

Al respecto, el sociólogo Alberto López Bolaños dice que los tecnológicos de Oaxaca, Pinotepa, Pochutla, Salina Cruz, Tlaxiaco, Tuxtepec, Etla, San Miguel El Grande, Teposcolula, Comitancillo y el Papaloapan, cada año egresan a más de 3 mil 500 profesionistas de los cuales un promedio de 2 mil se titulan y tienen mayores facilidades para conseguir empleo.

NO HAY EMPLEO, VAN A LA INFORMALIDAD

Cuando Janeth Martínez concluyó la carrera de Licenciatura en Administración creyó que sería fácil emplearse en alguna de las miles de empresas que existen en Oaxaca, sin embargo como la mayoría de los egresados terminó realizando una actividad ajena a su profesión.

Actualmente trabaja en una gasolinera donde realiza jornadas de 12 horas por las que percibe ingresos quincenales de 3 mil pesos y que complementa con las propinas que dejan quienes llegan a cargar combustible.

“Espero pronto encontrar un empleo, porque lo peor que me pasa aquí es tener que trabajar con overol y con zapatos cerrados”, dice.

Conserva aún la esperanza de encontrar una fuente de empleo que le permita ejercer su profesión.

Al respecto, Edgar Hernández de la organización Momento de Avanzar señala que en todo el Estado existen personas jóvenes que concluyeron una profesión pero que todavía no encuentran cómo trabajar.

Por ello, considera importante que desde la educación media se les faciliten herramientas para ejercer su profesión o que los vinculen a las empresas para que sea más fácil encontrar una fuente de trabajo.

Refiere que los tres niveles de gobierno, la iniciativa privada y las instituciones de educación superior deben vincularse para generar empleos y evitar que los egresados de las universidades y tecnológicos se conviertan en desempleados.

Asimismo dijo que en varias instituciones de educación superior se imparten carreras que atraen a los estudiantes, pero al concluir sus estudios no encuentran empleo.

Refirió que la iniciativa privada, así como los gobiernos federal, estatal y municipal, deben coordinarse con las instituciones de educación superior para que se generen empleos que beneficien a los nuevos profesionistas.

Anotó que Oaxaca requiere de mayor planeación para que se garantice la transición de la universidad al trabajo, porque hasta ahora la mayoría de los egresados de las instituciones de educación superior únicamente pasan a formar parte de los desempleados y subempleados.

Señala también que hace falta vincular a la educación media superior con las universidades y los tecnológicos, porque es allí donde está la primera falla de los jóvenes que terminan eligiendo mal una profesión, principalmente por la falta de orientación vocacional.

También dijo que las instituciones de educación superior deben promover aquellas profesiones capaces de detonar el desarrollo de las regiones de Oaxaca, porque de lo contrario se convertirán en migrantes como lo hacen muchos oaxaqueños.

Por último dijo que la atención al fenómeno del desempleo de los universitarios debe atenderse desde las preparatorias y colegios de bachilleres, ya que la orientación vocacional ha sido hasta ahora una asignatura pendiente que ha ido en detrimento de los mismos universitarios.

(Con infr0omacion de: Tiempo de Oaxaca)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.